Célula eucariota y célula procariota


Zara Lugo

La principal diferencia entre la célula eucariota y la célula procariota es que la eucariota tiene un núcleo rodeado de una membrana que la separa del citoplasma, mientras que la procariota no lo tiene.

Otra diferencia resaltante en estas células es que la procariota contiene el material genético en una parte del citoplasma denominada nucleoide. La eucariota contiene la información genética en el núcleo.

ProcariotaEucariota
DefiniciónCélula sin núcleo celular definido, su material genético se encuentra disperso en el citoplasma.Célula con un núcleo definido y con una membrana nuclear que contiene su material genético.
TamañoPequeña, entre 1 y 10 micrones.Generalmente grande, entre 10 y 100 micrones.
FormaPuede ser esférica, de bastón, de coma ortográfica, o de espiral. Aunque son unicelulares, pueden formar colonias.Muy variadas, pueden constituir organismos unicelulares o pluricelulares.
Información genéticaLocalizada en un nucleoide, sin ser rodeado por una membrana.ADN y proteínas fragmentados en cromosomas, rodeados por una membrana.
Sistemas sexualesEscasos. Existe intercambio sexual por transferencia de un donador a un receptor.Frecuentes. Alternancia de fases haploides y diploides mediante meiosis y fecundación.
División celularDirecta, principalmente por fisión binaria. No hay huso mitótico ni microtúbulos.Por mitosis y meiosis. Presenta huso mitótico, o alguna forma de ordenación de microtúbulos.
TejidosAusencia de desarrollo de tejidos.En los organismos multicelulares se demuestra desarrollo de tejidos.
FlageloSimple, formado por la proteína flagelina.Compuesto, formado por tubulina y otras proteínas.
EnzimasEstán ligadas a las membranas de las especies fotosintéticas.Se encuentran en los cloroplastos preparadas para la fotosíntesis.
MulticelularidadSolo en mixobacterias.En animales, plantas, macroalgas, hongos y diversos mohos.
CromosomasUno, el nucleoide.Múltiples. Cada uno con dos cromátidas, centrómero y telómeros.
EjemplosBacterias y arqueas.Animales, plantas y hongos.

Todos los seres vivos están compuestos por células que, según su estructura, pueden ser eucariotas o procariotas.

El naturalista, zoólogo y biólogo francés Édouard Pierre Léon Chatton fue el primero en distinguir entre los organismos eucariontes, aquellos con células con núcleo, y los procariontes, que son anucleados.

La manera más efectiva de diferenciar estas dos células es que la información genética se encuentra en diferentes partes: mientras en las procariotas el ADN está presente en la región del citoplasma conocida como el nucleoide, en las eucariotas la información genética se encuentra en el núcleo.

Para poder comprender mejor estos dos términos conviene conocer su definición más a fondo.

¿Qué es célula eucariota?

La célula eucariota se origina a través de la endosimbiosis entre varios organismos procariotas.

La palabra “eucariota” proviene del griego, “eu” que significa “verdadero” y “karyon” que significa “nuez o núcleo”. Se utiliza esta denominación para identificar a los organismos que presentan un núcleo definido en la célula, que es posible gracias a una membrana nuclear donde se encuentra su material hereditario.

El modelo de organización de las células eucariotas es más complejo que el de las procariotas, además de ser más grandes. Gracias a ellas existen los seres pluricelulares.

Tipos de células eucariotas

Existen diversas células eucariotas que podemos encontrar en organismos conocidos, como los animales, los vegetales y los hongos.

Célula animal

Se distingue porque carece de pared celular, cloroplastos y en ella se encuentran vacuolas más pequeñas y más abundantes en comparación con la célula vegetal.

Esta célula puede adoptar diversas formas, también puede capturar y digerir otras estructuras.

Algunas de las células animales más importantes son las neuronas del sistema nervioso, los leucocitos del sistema inmunitario, los óvulos y los espermatozoides del sistema reproductor.

Célula vegetal

Presenta una pared celular que da soporte y protección a la célula, a la vez que permite la comunicación celular. Esta pared puede encontrarse en otros tipos de células eucariotas.

Al igual que la célula animal, tiene un núcleo diferenciado, membrana y citoplasma. Sin embargo, la célula vegetal contiene partes únicas que se encargan del proceso de la fotosíntesis. Gracias a la fotosíntesis, las plantas liberan el oxígeno que los seres vivos necesitan para existir.

Célula de los hongos

Presenta una pared celular de composición química (quitina) que puede variar dependiendo de la especie.

Las células de los hongos contienen núcleos donde se encuentran los cromosomas, aunque presentan una menor definición entre células y únicamente los más primitivos tienen flagelos.

Reproducción en células eucariotas

La reproducción de las células eucariotas es asexual, se produce generalmente por bipartición, esporulación o conjugación.

  • Bipartición: es un proceso parecido a la mitosis, donde una célula se divide dando origen a dos células idénticas.
  • Esporulación: se produce en los esporozoos, cuando la célula divide su núcleo en pequeñas réplicas y posteriormente divide su citoplasma formando varias células completamente nuevas.
  • Conjugación: no es un proceso de reproducción asexual, sin embargo, se puede presentar en las eucariotas. Sucede cuando aparece una protuberancia en la célula que va creciendo hasta generar otra célula nueva.

Vea también Mitosis y meiosis.

¿Qué es célula procariota?

La palabra “procariota” proviene del griego y significa “antes de la nuez”, haciendo referencia al núcleo celular, debido a que estas células son organismos sin núcleo y sin ninguna estructura definida por membranas.

Por esta razón, el material genético de las células procariotas se encuentra disperso en el citoplasma. Además, son unicelulares, solo con algunas excepciones pueden ser multicelulares.

Las células procariotas son más simples y pequeñas que las eucariotas. Por fuera de la membrana plasmática, las protege una pared celular y hacia dentro de esta membrana tienen invaginaciones o pliegues que se conocen como laminillas y mesosomas.

Actualmente se cree que todos los organismos existentes derivan de una forma unicelular procariota, así como lo hicieron las células eucariotas.

Tipos de células procariotas

Biológicamente, se pueden clasificar en dos grupos principales, arqueas y  bacterias.

Arqueas

Estas células son microscópicas y están envueltas en una pared celular que las protege y les da una mayor resistencia frente a sustancia dañinas.

Las arqueas y las bacterias tienen características particulares muy diferentes, notándose más que las diferencias entre células animales y vegetales, por ejemplo.

Se pueden encontrar en ambientes marinos y terrestres, pudiendo sobrevivir bajo condiciones ambientales extremas donde otros seres vivos no sobreviven, como frío o calor extremo. Las que pueden sobrevivir se les da el adjetivo de extremófilas.

Se alimentan de compuestos inorgánicos, como el dióxido de carbono, el hidrógeno, azufre, alcoholes, entre otros.

Bacterias

Las bacterias son la forma de vida más antigua en el planeta. Son células microscópicas relativamente simples y pueden sobrevivir en ambientes rigurosos sin importar la temperatura o si hay oxígeno y luz, como, por ejemplo en grietas de la tierra o pozos.

Las bacterias pertenecen al grupo de organismos protistas, debido a que tienen una estructura sencilla y pueden llevar a cabo actividades bastante complejas.

La célula bacteriana mide aproximadamente 5 micras de largo y tiene forma circular o de bastón recto y curvo.

Las bacterias tienen una importante función en la vida de los seres humanos, pues ayudan a digerir alimentos y consumen venenos que se encuentran en el aire y en el agua. Solo el 1% de las bacterias puede producir enfermedades.

Vea también Bacterias y virus.

Reproducción en células procariotas

El método de reproducción de las células procariotas puede ser asexual o parasexual.

  • Asexual: se da por bipartición o fisión binaria. Al igual que sucede con la eucariota, la célula divide su material genético y su citoplasma en dos.
  • Parasexual: con esta forma de reproducción las células obtienen variabilidad y adaptabilidad. Las bacterias pueden intercambiar su ADN con la conjugación, transducción y la transformación.
Zara Lugo
Licenciada en periodismo, apasionada por la lectura, la escritura, las redes sociales y el cine. También mantiene un canal de Youtube donde sube videos de los más variados temas.