Mapa conceptual y mapa mental


Un mapa conceptual se diferencia de un mapa mental por la jerarquización de los conceptos o ideas que se representan gráficamente.

Los mapas conceptuales y los mapas mentales son herramientas que ayudan a la comprensión de una idea o materia mediante un esquema o diagrama.

Mapa conceptual

Un mapa conceptual representa una idea central con nodos que se desglosan desde lo global a lo particular. Además, en un mapa conceptual se usan palabras de enlace para esclarecer las conexiones que unen las ideas subordinadas al concepto central o supraordinario.

El objetivo de un mapa conceptual es estructurar el concepto que se desea. Se ordena la información de forma jerárquica para que el aprendizaje sea más rápido al recordar la disposición de los varios elementos.

De esta forma, se recomienda el uso del mapa conceptual para entender conceptos con niveles jerárquicos como, por ejemplo, la clasificación de seres vivos o una secuencia de acontecimientos históricos.

Ejemplo de mapa conceptual

mapa conceptual

Mapa mental

Un mapa mental se diferencia de un mapa conceptual por ser un diagrama más flexible. Se usan conceptos interrelacionados que surgen a través de métodos espontáneos como la lluvia de ideas o brainstorming. Los conceptos afines se unen por brazos o ramas a otras ideas, con lo cual se crea una lógica mental que ayuda al aprendizaje.

El objetivo de un mapa mental es lograr, con la relación espontánea de conceptos sobre un tema, el aprendizaje a través de formas de pensamiento familiares y propias. En este sentido, los mapas mentales son útiles para la preparación de una disertación o para el análisis de un poema u obra literaria.

Ejemplo de mapa mental

mapa mental